La reconstrucción como marketing urbano / Intentos de privatización de bienes públicos y luchas ciudadanas en Talca

Por:  Francisco Letelier.
Revista Bifurcaciones / 03-12-2012 

(El Plan de Reconstrucción) se inserta también en la lógica del “City Marketing”, es decir, en  una estrategia de valoración y venta cuyo objetivo final es la creación, difusión y posicionamiento de una marca de ciudad.
PRES Talca, Grupo Hurtado Vicuña-Inmobiliaria El Bosque S.A.


El Mercado debe conservar su uso público, que pone en valor las identidades y tradiciones locales, promover las artes y la cultura y propicia el encuentro social. Su uso principal no está en producir utilidades sino en producir bienes colectivos
Mesa Ciudadana de Apoyo al Mercado Central de Talca

Pocas semanas después del terremoto de Febrero de 2010, el alcalde de Talca le solicitó al Colegio de Arquitectos- Delegación Maule, una propuesta de reconstrucción. Para ello, se conformó un consorcio entre el propio Colegio, universidades regionales y ONGs. Se diseñó y presentó una propuesta de Plan al concejo municipal, la que fue aprobada por unanimidad. Los ejes centrales de la propuesta eran: i) la participación de los damnificados y de la sociedad civil local en el proceso, ii) la recuperación y protección del patrimonio material e inmaterial de los barrios afectados y iii) la redistribución equitativa de las oportunidades y plusvalías que el proceso generaría.

Una semana después de su aprobación, las autoridades locales y regionales, ante presiones del Ministerio de Vivienda (CIPER Chile, 2012), cambiaron drásticamente su postura, fue desechada la alternativa regional y se aceptó la oferta del grupo Hurtado Vicuña, quién a través de su inmobiliaria El Bosque S. A. financiaría y desarrollaría el Plan.

El Plan de Reconstrucción Urbana Sustentable de Talca (PRES Talca) que lideró Hurtado Vicuña, se desarrolló en 3 meses. No abordó casi ningún aspecto vinculado directamente con los efectos del terremoto, pero si delineó una estratégica de gestión de la ciudad centrada en la idea de marketing urbano y modernización de la gestión de los bienes públicos, vía incorporación de capitales y decisiones privadas. El PRES, definió grandes proyectos urbanos detonantes (un nuevo eje vial norte sur, una estación intermodal y una zona de parques en la ribera del río Claro) y aportó un conjunto de orientaciones para el modo en que debía ser gestionada la recuperación de edificios públicos como el Mercado Central y las Escuelas Concentradas. Estas orientaciones se centraron en la idea de “otorgarle una marca a la ciudad… generar un “Branding” urbano para Talca, anclado en actividades que la diferencien” (PRES Talca, 2010).

Una de las primeras recomendaciones del PRES que se quiso implementar fue el traslado de las ex Escuelas Concentradas, única escuela pública ubicada en el corazón del centro histórico y establecimiento donde conviven alumnos de diversos sectores sociales. El enorme valor de estos terrenos hacía interesante destinarlo a otro uso. Si bien el PRES señaló que su destino es “un proceso que debe madurar la ciudadanía”, recomendó su relocalización e incorporó un conjunto de recomendaciones de diseño para la nueva infraestructura que se instalaría en el lugar. Coincidentemente en Marzo de 2011 el alcalde de Talca señalo: “el área que ocupan las escuelas sería ideal para levantar un centro cívico que, sumado a la próxima remodelación del Mercado Central, conformen un potente polo de desarrollo para la capital regional, tal como se esboza en el Plan de Recuperación Urbana de Talca elaborado por el Grupo Hurtado” (Alcalde Juan Castro; Diario El Centro, 11 de Marzo de 2011. Sólo una sostenida movilización ciudadana logró evitar el traslado del recinto.  Finalmente, el Ministerio de Educación destinó 4.000 millones de pesos a la recuperación del edificio, proceso que sin embargo, aún no se inicia.

El segundo intento está marcha: la incorporación del proceso de recuperación del Mercado Central dentro de la modalidad de Financiamiento Urbano Compartido (FUC), alternativa propuesta por el PRES. En la historia de esta decisión, está además el hecho de que el alcalde, así como desestimó una propuesta de Plan de reconstrucción realizada por un consorcio regional, también desechó el financiamiento que el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), a través del programa de puesta en valor del patrimonio, había comprometido para la recuperación del Mercado.

Actualmente Corp Group, del empresario Alvaro Saieh, está en proceso de formulación del proyecto que posteriormente será licitado. Este proyecto incluye dos niveles de estacionamiento y un supermercado, ambas orientaciones contenidas en el PRES.

Recientemente se conformó una Mesa Ciudadana de apoyo al Mercado. Sus principales demandas son mantener la condición pública del Mercado y “evitar ponerlo en una lógica mercantil”. La Mesa sostiene que al incorporar a un inversionista privado en la recuperación del Mercado, la ley de Financiamiento Urbano Compartido, lo pone en la lógica de generación de utilidades, quedando su uso público en segundo plano” (Mesa de Apoyo al Mercado, 2012)

A los casos del Mercado Central y de las ex – Escuelas Concentradas, se suma el proyecto de estación intermodal que se pretende desarrollar utilizando los terrenos de lo que antes del terremoto era el Mercado Estación. A sí mismo, el gran stock de suelo central liberado, se debate entre la posibilidad de sus propietarios de reconstruir y los intentos de las inmobiliarias de adquirirlos para la construcción de vivienda de mayor valor, proceso que ya se inició con fuerza en el barrios Las Heras.

La disputa por los bienes públicos de la ciudad está en marcha. Está claro que el alcalde, y su amplia mayoría en el concejo municipal, están en la lógica de implementar las recomendaciones del PRES. Pero también es claro que la ciudadanía no esperará sentada que esto suceda.

Talca post-terremoto es una ciudad en disputa entre diferentes concepciones de hacer ciudad. Una de ellas, la del PRES, la considera esencialmente como un bien de cambio, o como una plataforma para la generación de excedente económico, a través del desarrollo del interés turístico y de la industria del retail. Para la otra, la de las organizaciones ciudadanas movilizadas, la ciudad es un bien de uso, plataforma para la convivencia y la vida social. Ambas pueden coexistir, siempre y cuando se establezcan mínimos que resguarden el interés y el bien público. La cuestión es que hoy, la agresiva concepción neoliberal del PRES no ayuda a la construcción de un proyecto de ciudad inclusivo e integrador, más bien genera un escenario donde lo que queda es la resistencia y la movilización. Mientras este sea el escenario, está claro donde hay que estar.

 

 

 * Francisco Letelier es sociólogo de la Universidad de Concepción y magister en sociología de la Universidad Academia de Humanismo Cristiano. Co – fundador y socio de ONG SURMAULE, investigador y docente de la Escuela de Líderes de Ciudad (ELCI) y del Centro de Estudios Urbano Territoriales del Maule. Desde 2012 oficia en el Cuerpo de Arbitros de Revista Bifurcaciones.

1.104 visitas

2003 - 2018 Escuela de Líderes de Ciudad